¿Cuál es el método Ferber y en qué consiste?

Introducción

¿Alguna vez te has despertado en medio de la noche con el llanto desesperado de tu bebé sin saber cómo calmarlo? Muchos padres han pasado por esta situación, y es precisamente aquí donde entra en juego el método Ferber. Este método tiene como objetivo ayudar a los bebés a dormir solos de manera pacífica y sin llorar desconsoladamente durante horas. En este artículo te explicamos todo lo que necesitas saber sobre el método Ferber y cómo aplicarlo de manera efectiva.

¿Qué es el método Ferber?

El método Ferber, también conocido como el método de extinción graduada, es una técnica que se utiliza para enseñar a los bebés a dormir solos. El método fue creado por el pediatra norteamericano Richard Ferber en 1985. Esta técnica se basa en la idea de que los bebés deben aprender a calmarse y dormirse por sí solos.

¿En qué consiste el método Ferber?

El método Ferber consiste en acostar al bebé en su cuna y dejarlo que se duerma solo. Si el bebé llora, los padres deben esperar un cierto tiempo antes de intervenir. El objetivo de la técnica es que el bebé aprenda a calmarse y dormirse sin la ayuda de los padres.

¿Cómo se aplica el método Ferber?

Para aplicar el método Ferber, es necesario seguir los siguientes pasos:

  1. Colocar al bebé en su cuna y decirle buenas noches.
  2. Salir de la habitación, incluso si el bebé está llorando. Si se siente muy incómodo, puede quedarse un poco más de tiempo, pero sin interactuar con el bebé.
  3. Esperar unos minutos antes de volver a la habitación. En primer lugar, se puede esperar 3 minutos, luego 5, después 10 y así sucesivamente.
  4. Cuando se regresa a la habitación, se debe hablar en voz baja y solo si es absolutamente necesario. No se debe coger al bebé, pero se puede tocarle y tranquilizarle.
  5. Si el bebé sigue llorando después de unos minutos, hay que esperar un poco más antes de volver a la habitación.
  6. Repetir la técnica hasta que el bebé se quede dormido.

¿Cuáles son las ventajas del método Ferber?

El método Ferber tiene varias ventajas, entre las que destacan:

  1. Ayuda a los bebés a dormir solos.
  2. Evita la creación de malos hábitos de sueño.
  3. Favorece la independencia y la autonomía del bebé.
  4. Disminuye el estrés y la ansiedad en los padres.

¿Cuáles son las críticas al método Ferber?

A pesar de sus ventajas, el método Ferber también tiene algunas críticas y se ha generado controversia en algunos medios. Algunas personas consideran que el método puede ser cruel y que causa ansiedad y estrés en los bebés.

¿Cuándo es recomendable empezar con el método Ferber?

No todos los bebés están listos para empezar a dormir solos a la misma edad, por lo que se debe esperar hasta que el bebé tenga al menos cuatro o cinco meses de edad para comenzar a enseñarle a dormir solo. Además, es recomendable evitar aplicar la técnica durante un momento de cambios importantes en la vida del bebé como un viaje, una mudanza o el inicio de la lactancia.

Consejos para que el método Ferber sea efectivo

Si se decide utilizar el método Ferber, aquí hay algunos consejos para que sea más efectivo:

  1. Establecer una rutina para dormir y seguirla rigurosamente.
  2. Hacer que la habitación sea un lugar tranquilo y acogedor para el bebé.
  3. Reducir estímulos en la hora previa al dormir para evitar que el bebé sienta ansiedad.
  4. Mantener un registro de los momentos en que el bebé se despierta y llora para identificar patrones y evitar intrusos en los momentos más vulnerables.

Conclusiones

El método Ferber es una técnica efectiva para enseñar a los bebés a dormir solos. Si bien no es para todos los padres o bebés, puede ser beneficioso para aquellos que buscan una alternativa a la alimentación y el balanceo para dormir a sus hijos. Lo más importante es tener paciencia, respetar los límites de todos los involucrados y recordar que el objetivo final es lograr un sueño tranquilo para toda la familia.